¿Qué son los alimentos ecológicos?

| |

Los alimentos ecológicos cada vez ganan más terreno en nuestra alimentación. Si antes no nos preocupábamos por el origen de los alimentos que llegaban a nuestras mesas, ahora nos acostumbramos a estar siempre pendientes de su composición, su forma y lugar de cultivo, etc. Mucho más que una moda pasajera, esta tendencia de consumir alimentos ecológicos responde a dos principales preocupaciones de la sociedad actual: la calidad de vida y la consciencia ecológica.

Partiendo de esa base, los alimentos bio son cada vez más valorados por su relación con una buena salud y prevención de enfermedades importantes como cáncer, diabetes, cardiopatías, etc., así como por su relevancia a la hora de cuidar el planeta en el que vivimos.

Pero ¿Qué significa realmente un alimento ecológico? ¿Qué ventajas aportan, para nosotros y para el medio ambiente? Si tienes dudas sobre estos temas, te las aclaramos a continuación.

📌 ¿Qué son los alimentos ecológicos?

De acuerdo con la Wikipedia, los alimentos orgánicos son aquellos producidos siguiendo un conjunto de procedimientos denominados “ecológicos”. La enciclopedia online añade, aunque generalmente los métodos ecológicos son los que evitan el uso de productos sintéticos como fertilizantes artificiales, pesticidas o herbicidas. Solo con esta primera aproximación del término ‘alimentos ecológicos’ podemos comprobar la relevancia que su consumo podría tener para la salud, pero seguimos ahondando en su significado antes de hablar de sus beneficios.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), los alimentos orgánicos únicamente podrán hacer referencia a este término si siguen métodos de producción orgánicos y un sistema de agricultura orgánica, orientados a mantener ecosistemas de productividad sostenible. Eso quiere decir que se combaten las malezas, plagas o enfermedades a través de la reutilización de residuos vegetales o animales, se emplea la rotación y selección de cultivo, mejora de la utilización del agua para el riego, además de seguir prácticas adecuadas de cultivo y labranza.

Para asegurar al consumidor el consumo de alimentos realmente ecológicos, dichos productos deben estar etiquetados según las normativas vigentes, tanto a nivel estatal como europeo. Además de las etiquetas obligatorias, los alimentos ecológicos también pueden contar con un etiquetado voluntario que añade información sobre su origen y cultivo.

En la actualidad, el consumo de este tipo de alimentos ecológicos se ha generalizado en las más distintas localidades por lo que, además de los mercados tradicionales, ya es posible disfrutar de servicios a domicilio de este tipo de productos.

📌 ¿Por qué consumir alimentos ecológicos? 5 razones

Según nos confirman desde Naturtable, una de las tiendas de alimentos ecológicos más populares, el cliente que adquiere productos ecológicos busca alimentos más saludables y respetuosos con el entorno.

Y es que la forma de cultivo, labranza o incluso la crianza de animales puede tener un gran impacto en nuestra salud, así como en el medio ambiente. En diversos estudios, el consumo de alimentos orgánicos está asociado con una mejor calidad de vida y prevención de enfermedades, puesto que están libres de químicos. Asimismo, su consumo es extremadamente beneficioso para el medio ambiente. Para que no quede duda, enumeramos sus principales beneficios:

◽️ Es mejor para el medio ambiente

Las prácticas de agricultura orgánica respetan el ecosistema lo que significa: reducir la contaminación, conservar el agua, reducir la erosión del suelo y aumentar su fertilidad, ahorrar energía, etc. Asimismo, el cultivo de alimentos sin la utilización de químicos es beneficioso para la flora y la fauna del entorno, así como para las personas que viven cerca de las granjas.

◽️ Son más frescos

Al no tener conservantes, los alimentos ecológicos son más frescos que los alimentos procedentes de la agricultura tradicional. Otra de las características que garantiza su frescura es el comercio de cercanía, un concepto que está estrechamente relacionado con la práctica de la agricultura bio.

◽️ Su calidad está certificada

Para asegurar la calidad de los alimentos orgánicos que llegan a nuestra mesa, la Unión Europea ha desarrollado diferentes tipos de controles que certifican cada una de las fases, desde su producción hasta su envasado o etiquetado. Además de tener una garantía de consumir alimentos ecológicos, de esta forma también nos aseguramos de obtener únicamente alimentos saludables.

◽️ Respetan los derechos de los animales

Además de velar por el bienestar animal, garantizando un trato respetuoso las instalaciones adecuadas para su crianza, los animales creados orgánicamente no reciben antibióticos ni tampoco hormonas de crecimiento. Asimismo, los animales de crianza ecológica cuentan con más espacio para moverse, tanto al aire libre como en las granjas, lo que ayuda a mantenerlos saludables y sin estrés.

◽️ Saben mejor

Es un beneficio bastante lógico, puesto que la producción ecológica sigue las técnicas tradicionales y respeta los ciclos naturales de crecimiento, además de no utilizar químicos. El resultado son alimentos de sabor más intenso, con mejores propiedades y calidades.

Con estos argumentos, ya podemos sacar algunas conclusiones sobre lo que es mejor para nuestro organismo y para el medio ambiente. Son razones más que suficientes para justificar un cambio de hábitos y apostar, siempre que sea posible, por el consumo de alimentos ecológicos.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar